Llamadas Tarjeta 1,20€/m (Imp. inc.)

También pago seguro PayPal

Mayores 18 años       

tarotistas, videntes por telefono
videntes tarot la verdad de los druidas
tarot la verdad de los druidas
tarot druidas predicciones
tarot druidas rituales magia
tarot druidas runas
tarot druidas webs tarot
Quiénes somos
Los Druidas
Predicción Anual
Rituales
Conoce las Runas
Webs de Tarot

ELIMINA LAS ENERGÍAS NEGATIVAS

página anterior tarot druidas             

Es importante cada cierto tiempo limpiar nuestras casas y a nosotros mismos de energías negativas originadas por el miedo, el sufrimiento, la rabia, la ira, la frustración, las enfermedades, las envidias y un sinfín de estados diferentes.

Estas energías se depositan en los lugares donde son originadas (normalmente las fuentes de dichas energías suelen provenir de seres vivos), o bien son proyectadas hacia otras personas.

Tan importante son las limpiezas físicas como las psíquicas. Si las llevamos a cabo, seguro viviremos más tranquilos, dejando libre nuestra mente para actuar con mayor armonía, y nuestro cuerpo para evitar posibles efectos nocivos en nuestra salud.

Con el entrenamiento adecuado y con la habilidad necesaria, podemos percibir este tipo de energías a través de sus propias vibraciones, y así poder eliminarlas de nuestro entorno.

Los instrumentos de la limpieza psíquica son: Incienso (siempre de calidad y natural), Mirra, Cuencos, Campanas y Velas, entre otros elementos.

Según la importancia del caso se requerirá diferentes rituales.

Una de las limpiezas psíquicas que da muy buenos resultados, utilizando otro tipo de instrumentos, es la de dedicarnos algunas horas a nosotros mismos de vez en cuando:

Elegid una bonita hoja de papel con su sobre y un bolígrafo del color que más os guste.

Elegid también un sitio en la naturaleza para este ritual, buscad el rincón que más os inspire y tomaos un tiempo para sintonizar con el medio. A continuación coged el bolígrafo o la pluma y escribíos una carta bonita a vosotros mismos. Hacedlo como si estuvierais escribiendo a un amigo al que queréis mucho. Hablad con sinceridad de todo lo que os plazca con todo lo que brota de vuestro corazón; reflexiones, sentimientos, sugerencias, promesas…

Una vez terminada esa carta escribid en el sobre vuestros datos y enviadla mentalmente  a las fuerzas del Universo, que están cuidando de todos nosotros.



Finalmente, guardad esa carta en una cajita o en un cajón, siempre que sea un lugar solo vuestro, para volver a leerla en el momento que os apetezca.